Ir a contenido

¿Cómo elogiar a un hijo sin que el otro se sienta mal?

Por Mark J. Griffin (PhD)

Mi hija está en quinto grado y mi hijo en tercero. Él tiene dislexia . Ella no. Sé que la autoestima es muy importante. ¿Cómo puedo elogiar a uno de mis hijos sin que el otro se sienta mal?

Mi primer consejo es que se enfoque más en la calidad que en la cantidad de elogios que está dando a cada uno de sus hijos. Usualmente, los hermanos no se dan cuenta de la cantidad de elogios a menos que estén dirigidos, en su gran mayoría, hacia uno de ellos. Pero los hermanos se dan cuenta de cuán sinceros son los elogios que reciben.

Asegúrese de que su tono de voz y su grado de entusiasmo sean razonablemente consistentes. Generalmente, los niños saben cuando usted está exagerando cada vez que elogia algo que no es verdaderamente bueno.

¿Cómo puede dar un elogio honesto a sus dos hijos cuando uno de ellos está batallando en muchas áreas y el otro no? Usted puede elogiar los esfuerzos de sus hijos. Avanzar hacia la meta es tan digno de elogio como el producto terminado.

Celebre el proceso. Su hijo con dislexia podría necesitar más de este enfoque que su hija.

Por ejemplo, podría decir a su hijo en tercer grado: “Me gusta la forma en que pronunciaste las palabras que eran nuevas para ti en la tarea. Realmente estás usando el método que la maestra Anderson te enseñó para leer palabras nuevas o no familiares. Parece que usar este método hará menos frustrante este tipo de tarea. ¡Eso es genial!”.

También puede diseñar algunos éxitos. Cuando asigne tareas u organice actividades familiares, busque cosas que cada uno de sus hijos pueda completar satisfactoriamente. Es particularmente importante hacer esto con un niño que tiene dificultades académicas.

También es importante que elogie a sus hijos tan frecuentemente como le sea posible cuando hagan algo juntos. Trate de elogiarlos cuando están disfrutando juntos lo que están haciendo de manera colaborativa.

Por ejemplo, usted podría decir: “Es lindo verlos jugar ese nuevo juego juntos. No ha habido la más mínima discusión. ¡Bien hecho!”.

Trate de darse cuenta cuando sus hijos están siendo amables el uno con el otro. Elógielos hasta por los más pequeños actos de gentileza. Sea preciso. Y busque maneras de elogiar a uno de sus hijos por ayudar al otro sin disminuir su rol: “Me gusta que hayas ayudado a tu hermano en la parte difícil del proyecto con Legos que estaba haciendo. Él lo terminó a tiempo, hizo un buen trabajo y tú lo ayudaste a ver cómo las partes se conectaban”.

Enfocarse en las destezas de cada uno de sus hijos y sus habilidades para trabajar juntos, podrá hacerlos sentir bien a ambos. Aprenda más sobre el mejor tipo de elogios para ayudar a desarrollar la autoestima de cada hijo y disminuir el resentimiento entre hermanos.

Díganos qué le interesa

Vea sus recomendaciones

Díganos qué le interesa

Seleccione los temas sobre los que desea más información

Vea sus recomendaciones

Comparta

¿Sabía que tenemos un app para una comunidad de padres?

Descargue Wunder en App Store

Comparta ¿Cómo elogiar a un hijo sin que el otro se sienta mal?

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom

Comparta ¿Cómo elogiar a un hijo sin que el otro se sienta mal?

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom