Ir a contenido

Por qué los adolescentes con TDAH pueden tomar más riesgos

Por Erica Patino

De un vistazo

  • Es más probable que los adolescentes que piensan y aprenden de manera diferente participen en conductas de riesgo.

  • Podrían tomar más riesgos debido a una baja autoestima o a un pensamiento inmaduro.

  • Los estudios muestran vínculos entre el TDAH y conductas de riesgo, como la conducción distraída y el abuso de substancias.

Los adolescentes están en una edad en la que naturalmente empiezan a ser más independientes. Pero es posible que no siempre tomen las mejores decisiones. Los adolescentes con TDAH pueden ser especialmente propensos a tomar riesgos. Es útil estar consciente de esto y entender cómo podría ser una conducta riesgosa.

Qué hace que los adolescentes con TDAH tomen más riesgos

Podría parecer que su adolescente se porta mal solo para ser difícil. Pero este no siempre es el caso de los adolescentes con TDAH. Ellos podrían entender el riesgo de manejar sin cuidado o de fallar en la escuela. Pero puede que no tengan la capacidad de regular su conducta como los chicos sin TDAH.

Los adolescentes con TDAH pueden tener un juicio pobre, un pensamiento inmaduro y problemas para controlar sus impulsos. Por ejemplo, un adolescente con TDAH podría no querer empezar a fumar. Pero para pertenecer y ser parte del grupo, dice que sí cuando un compañero le ofrece un cigarrillo, y continúa fumando.

Hay mucha investigación sobre el comportamiento arriesgado de los adolescentes con TDAH. Esto es porque el TDAH está frecuentemente asociado a los problemas de conducta.

Es importante que tenga en cuenta que los chicos que no tienen TDAH, pero tienen dificultades en la escuela por su manera de pensar o aprender, también podrían tener problemas para tomar buenas decisiones. A veces les cuesta pensar y planear lo que quieren hacer. Además, igual que los niños con dificultades de atención, pueden tener baja autoestima, lo que puede llevar a veces a conductas de riesgo.

Cómo reconocer la conducta riesgosa

Los investigadores han encontrado las siguientes conexiones entre el TDAH y las conductas de riesgo en adolescentes:

Problemas con la escuela: Los adolescentes con TDAH pueden ser problemáticos en las clases. Algunas veces sus acciones no son intencionales, sino más bien el resultado de un pobre control de los impulsos. Con frecuencia podrían llegar tarde a clases, perder los libros de texto e interrumpir al maestro. Los adolescentes con TDAH son expulsados de la escuela en un porcentaje dos veces y medio mayor que los adolescentes sin TDAH.

Problemas al conducir: El TDAH está relacionado con el manejar distraído y de manera peligrosa. Un bajo control de los impulsos, puede llevar a los adolescentes a conducir demasiado rápido. La falta de atención puede causar que los chicos “sueñen despiertos” en vez de prestar atención al camino. Los adolescentes con TDAH tienen un índice más alto que los adolescentes sin TDAH en accidentes automovilísticos, multas por exceso de velocidad y suspensión o revocación de licencia.

Actividad sexual: Los estudios iniciales han encontrado que los adolescentes con TDAH pueden empezar a tener relaciones sexuales a una edad más temprana y con más parejas sexuales. Un estudio encontró que los adolescentes con TDAH son menos propensos a usar protección y más propensos a embarazos adolescentes.

Abuso de substancias: Los adolescentes con TDAH tienen mayor probabilidad de abusar de drogas como el alcohol, la marihuana y la cocaína, así como de volverse dependiente de ellas. Esto podría deberse al bajo control de sus impulsos, o podría también ser un intento por mejorar su capacidad de atención o de lidiar con las frustraciones en la escuela. Aprenda más acerca de los adolescentes y el abuso de substancias.

Problemas con la ley: Aún no está claro si el TDAH puede estar relacionado con el comportamiento delictivo, como robar en tiendas y vandalismo en propiedades. Los estudios iniciales encontraron que los adolescentes con TDAH tienen más probabilidades de ir a la corte juvenil. Sin embargo, esos estudios no tomaron en cuenta los problemas de conducta que podrían estar originados por experiencias traumáticas o de abuso.

No todos los adolescentes que piensan y aprenden de manera diferente tienen conductas de riesgo, pero algunos sí. Conocer los signos de una conducta de riesgo puede ayudarlo a detectarlos en su adolescente. Si busca formas de ayudar a su adolescente, considere estos consejos para reducir las conductas riesgosas y los recursos para padres de adolescentes en riesgo.

Puntos clave

  • Las conductas de riesgo pueden llevar a la expulsión de la escuela o a problemas con la ley.

  • Los adolescentes con TDAH tienen mayor probabilidad de abusar de drogas y de tener sexo sin protección.

  • Conocer los signos de las conductas de riesgo puede ayudarlo a detectarlas en su adolescente.

Díganos qué le interesa

Vea sus recomendaciones

Díganos qué le interesa

Seleccione los temas sobre los que desea más información

Vea sus recomendaciones

Comparta

¿Sabía que tenemos un app para una comunidad de padres?

Descargue Wunder en App Store

Comparta Por qué los adolescentes con TDAH pueden tomar más riesgos

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom

Comparta Por qué los adolescentes con TDAH pueden tomar más riesgos

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom