7 señales de agotamiento en su hijo

PorLexi Walters Wright

De un vistazo

  • Demasiado estrés puede hacer que los niños se sientan abrumados, exhaustos y agotados.

  • Tener una actitud negativa o indiferente puede ser una señal de agotamiento.

  • El agotamiento puede evitar que un niño permanezca motivado en mejorar sus dificultades.

Los niños pueden agotarse por diferentes razones. Ya sea que su hijo se está esforzando por sacar buenas notas en la escuela o tenga dificultades para mantenerse al día con los cambios en el mundo, las señales de agotamiento pueden ser las mismas.

Estas señales pueden ser difíciles de detectar al principio. Pueden pasar semanas, meses o incluso años antes de que note un cambio en el comportamiento de su hijo. Pero conocer los indicios de agotamiento puede ayudarlo a evitar que su hijo se sienta exhausto y no quiera hacer nada más.

Es especialmente importante estar atento a las señales de agotamiento en los niños que aprenden y piensan de manera diferente. Se esfuerzan en desarrollar habilidades y suelen enfrentar más obstáculos y contratiempos que sus compañeros. Todo el esfuerzo y el estrés puede ser excesivo y causar agotamiento en la escuela. Y cuando esto sucede, puede suprimir la motivación que los hace trabajar para mejorar.

A continuación siete señales comunes de agotamiento:

  1. Postergar: Solía estar motivado en comenzar la tarea al llegar a casa de la escuela. Ahora, hay que insistir varias veces. Se queja y sigue postergándolo.
  2. Apatía: No parece interesarle cosas que antes le gustaban. Cuando antes le preguntaba: “¿Cómo te fue hoy en la terapia del habla?”, solía describir su sesión en detalle. Ahora, encoge los hombros y dice: “Bien, supongo”.
  3. Evitar situaciones: Estaba encantado con su grupo de habilidades sociales los primeros meses. Ahora da excusas para no asistir.
  4. Ansiedad o temor: Siempre ha tenido que esforzarse en la escuela. Pero su ansiedad se ha intensificado de tal manera que llora todas las noches.
  5. Negatividad: Su actitud positiva ha desaparecido. A menudo lo escucha decir: “¿Qué caso tiene?”. Ya no le parecen divertidas las actividades que solían serlo.
  6. Dificultad para concentrarse: Solo puede concentrarse durante 10 minutos antes de distraerse. Solía ser el doble de tiempo.
  7. Irritabilidad: Parece molestarse o enojarse fácilmente por pequeñeces que no la alteraban en el pasado.

Reconocer las señales le permite hacer cambios en la casa para prevenir el agotamiento. Empiece por preguntarle cómo qué siente. Explique qué es el agotamiento y luego hablen de qué podría ayudar.

Lea recomendaciones para evitar el agotamiento. Aprenda acerca del estrés y la ansiedad en niños que aprenden y piensan de manera diferente.

Puntos clave

  • Las señales de agotamiento pueden ser difíciles de notar al principio.

  • Los niños que aprenden y piensan de manera diferente a menudo enfrentan más obstáculos y estrés que sus compañeros.

  • El primer paso para reducir el agotamiento es hablar con su hijo sobre cómo se siente.

    Díganos qué le interesa

    Comparta

    Acerca del autor

    Acerca del autor

    Lexi Walters Wright fue la coordinadora de la comunidad de Understood. En su labor de escritora y editora ayuda a los padres a tomar decisiones acertadas para toda la familia.

    Revisado por

    Revisado por

    Bob Cunningham (EdM) es director ejecutivo del desarrollo del aprendizaje en Understood.