Estudio muestra un aumento de llamadas a los centros toxicológicos por intoxicaciones con medicamentos para el TDAH

PorThe Understood Team

De acuerdo con un estudio recientemente publicado en Pediatrics, el número de llamadas a centros de toxicología en Estados Unidos relacionadas con niños expuestos a medicación para el TDAH ha aumentado significativamente en los últimos 15 años. Los detalles del estudio son confusos. Y aunque el estudio es un recordatorio de la importancia de supervisar cualquier medicamento que use un niño, los alarmantes titulares en las noticias acerca de sobredosis puede que no muestren la situación en su totalidad.

Contactamos a los expertos de Understood Stephanie Sarkis, Bob Cunningham y Elizabeth Harstad para conocer su opinión. Le presentamos a continuación lo que usted debería saber.

Conclusiones principales

Los investigadores de este estudio revisaron los datos referentes a las llamadas a centros de toxicología en Estados Unidos relacionadas con el uso de medicamentos estimulantes para el TDAH entre 2000 y 2014. Ellos limitaron su investigación a chicos entre 0 y 19 años de edad. Los autores del estudio pertenecían a instituciones de investigación en Ohio, como Center for Injury Research and Policy.

El estudio encontró que, desde 2000 hasta 2014, hubo 156.356 llamadas a centros de toxicología en Estados Unidos relacionadas con la medicación para el TDAH. El número de llamadas aumentó 61 por ciento durante esos 15 años.

Esto coincide con un incremento en el número de niños diagnosticados con TDAH en Estados Unidos y en el uso de medicamentos para su tratamiento durante el mismo periodo. De acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades el número de niños a quienes se les prescribió medicación para el TDAH aumentó de 2,5 a 3,5 millones de 2003 a 2011.

Los investigadores dicen que era de esperarse un aumento en el número de llamadas, ya que más niños estaban siendo tratados. “El incremento reportado en el número y el porcentaje de chicos expuestos a medicación para el TDAH es consistente con la creciente tendencia en el diagnóstico del TDAH y el uso de medicamentos”, dice el autor del estudio, el Dr. Gary A. Smith.

Pero los investigadores profundizaron más y revisaron por qué se hicieron las llamadas a los centros toxicológicos. También revisaron el impacto en los chicos.

Más del 80 por ciento de las llamadas involucraban accidentes. En ocasiones, niños muy pequeños habían encontrado pastillas para el TDAH en lugares accesibles. En otros casos, niños de más edad a quienes se les había prescrito el medicamento para el TDAH habían tomado la dosis equivocada por error. Por ejemplo, un chico olvidaba que ya se había tomado la pastilla y se tomaba otra.

En estos casos accidentales hubo pocos efectos de salud graves. La mayoría de los chicos no fueron al hospital o fueron a un centro médico y regresaron a casa enseguida. Solo una pequeña fracción de los niños fueron admitidos en un hospital debido a problemas médicos graves que eran el resultado de haber ingerido accidentalmente el medicamento para el TDAH.

Sin embargo, no todas las veces tomaron el medicamento para el TDAH por error. Cerca del 15 por ciento de las llamadas tenían que ver con sobredosis intencionales. La mayoría eran de adolescentes que abusaban del medicamento, o de adolescentes que intentaban suicidarse. Estos chicos tuvieron problemas médicos más graves, incluyendo tres muertes.

Aportes clave para los padres

“El titular de una noticia sobre un estudio como este puede ser aterrador”, comenta Cunningham. “Pero es importante que los padres tengan en cuenta algunas cosas y no entren en pánico”.

“Primero, puede que no estemos ante un aumento en el índice de exposición al medicamento para el TDAH”, apunta. “Más chicos están siendo tratados con medicación, así que no es de sorprender que haya más llamadas. Los autores del estudio lo mencionaron”.

“Segundo, no es peligroso usar medicamentos para el TDAH para ayudar a los chicos con síntomas del TDAH ”, asegura. “De hecho, el estudio muestra que la mayoría de los accidentes con medicamentos para el TDAH, como tomar una segunda pastilla por error, no resultan en problemas de salud graves”.

Sin embargo, el medicamento para el TDAH es poderoso, advierte. “Usted tiene que tratar al medicamento para el TDAH como a cualquier otro medicamento, con cuidado y respeto”.

Harstad está de acuerdo. “El medicamento para el TDAH debe almacenarse e ingerirse con cuidado”, dice. “Es recomendable que los padres usen un organizador de pastillas semanal. De esa manera pueden ver si sus hijos han tomado su dosis diaria, y eso ayudará a evitar que la tomen dos veces por error”.

“Es importante saber que a los chicos con TDAH puede resultarles más difícil llevar el control del medicamento”, dice Sarkis. Esto se debe a problemas con la organización, la planificación y la memoria. “Los niños con TDAH necesitan supervisión y apoyo al tomar su medicamento”.

Los expertos también estuvieron de acuerdo en que el abuso de drogas es un grave problema social, y que el abuso de estimulantes puede causar adicción. “Los padres deben hablar con sus hijos sobre los peligros de compartir el medicamento para el TDAH con otras personas”, dice Harstad. “También debe decirle al médico de su hijo si sospecha que él está abusando del medicamento. Si usted cree que su hijo corre el riesgo de experimentar depresión, solicite ayuda de inmediato”.

“Como con cualquier condición de salud o medicamentos de su hijo, usted necesita ser proactivo y tener una buena comunicación con el médico del niño”, aconseja Cunningham.

Understood no está afiliado a ninguna compañía farmacéutica.

    Díganos qué le interesa

    Comparta