Cerrar
Idioma
English
Español
Conductas de riesgo

Mi hija ha comenzado a cortarse. ¿Qué debo hacer?

Por Child Mind Institute, socio fundador de Understood

Mi hija ha comenzado a cortarse. ¿Qué debo hacer?

Hay pocas cosas más angustiantes para las familias que descubrir que sus hijos se están lastimando a sí mismos intencionalmente. Desafortunadamente, eso muy común, especialmente en las chicas. Los expertos lo llaman “autolesión o comportamiento autolesivo” y aproximadamente una cuarta parte de los adolescentes lo hacen.

La forma más común de autolesión es cortarse o rasguñarse la piel con cualquier cosa que cause sangrado, como navajas de afeitar o, incluso, tapas de lapiceros o sujetapapeles de alambre. Algunos chicos se autolesionan quemándose, pellizcándose la piel o sus heridas o, incluso, golpeándose.

Su reacción es importante

Si descubre que su hija se está cortando es normal que se preocupe, sienta miedo o, incluso, que se enoje. Pero es extremadamente importante que evite criticarla. Comentarios como, “¿cómo pudiste hacerte esto a ti misma?” o “esto tiene que parar ahora mismo”, son el tipo de comentarios que no debe hacer cuando quiere comenzar una discusión acerca de cortarse.

En lugar de esos comentarios, es importante que usted entienda que su hija está sufriendo. No la haga sentir peor avergonzándola. Dígale que usted está de su lado para escucharla y ayudarla. Probablemente ella quiera dejar de hacerlo pero no sabe cómo.

¿Por qué las chicas se cortan?

Hay varias razones por las cuales las personas tienen estas conductas de autolesión.

  • El dolor físico la distrae de un intenso dolor emocional.
  • Interiormente see siente como muerta sin emociones, así que se corta para sentir algo.
  • Es una manera de comunicación no verbal para transmitir que se siente muy infeliz y que necesita ayuda.

Cortarse es una conducta muy complicada que podría cumplir todos estos propósitos en diferentes momentos en la vida de un chico. Cualquiera sea la razón, la acción de cortarse se convierte en una manera muy perjudicial de manejar los problemas. Ofrece alivio temporal o distrae de esos problemas pero no ayuda a resolverlos.

Desafortunadamente, es también un mal “hábito” que puede volverse adictivo. Cuantas más veces se corte para aliviar un dolor emocional, más urgida se sentirá de hacerlo otra vez. Por eso es muy importante conseguir obtener ayuda lo antes posible. Los expertos afirman que si usted puede obtener ayuda antes de que la persona que se corta haya cometido 10 actos de autolesión, el tratamiento es significativamente más fácil. Después de eso, ya no se trata de solo una conducta sino de una verdadera adicción.

Cortarse puede ser también una conducta de imitación inspirada por los videos de YouTube que muestran a otras chicas cortándose. Esos videos tiene el efecto de hacer que la conducta de autolesión parezca normal y por lo tanto la fomenta.

¿Qué pone a una chica en riesgo de cortarse?

  • Baja autoestima
  • Haber tenido TDAH cuando era niña, aunque ya no tenga síntomas
  • Tener otra condición como ansiedad, depresión, trastornos de la conducta alimentaria y de la ingesta de alimentos o trastorno bipolar
  • Haber sido abusada sexualmente o físicamente
  • Sentirse rechazada y sola
  • Sentirse insegura en la escuela o en el hogar
  • Tendencia hacia perfeccionismo
  • Frecuentes conflictos con amigos y su familia
  • Tendencia a ser impulsiva
  • Tendencia a tomar riesgos

Alertas sobre cortarse

Si sospecha que su hija se podría estar lastimando a sí misma pero no está segura, busque los siguientes signos:

  • Habla acerca de la autolesión
  • Cicatrices que lucen sospechosas
  • Heridas que no se curan o empeoran
  • Cortaduras en los mismos lugares
  • Se aisla más
  • Colecciona herramientas afiladas como tijeras de uñas, alfileres de gancho, fragmentos de vidrio, etc.
  • Se viste con camisetas de manga larga cuando el clima es caluroso
  • Evita actividades sociales
  • Utiliza gran cantidad de bandas adhesivas
  • Se niega a cambiarse de ropa en la escuela o en la sala de gimnasia

¿Cuáles son los desencadenantes más comunes para cortarse?

El impulso irresistible de lastimarse a sí misma que una chica siente es casi siempre desencadenado por un evento específico en su vida. El “desencadenante” para cortarse más común es sentirse rechazada: por un novio, sus amigas cercanas o un sentimiento general de abandono o sentirse criticada.

Otro desencadenantes comunes incluyen:

  • Ira
  • Depresión
  • Miedo
  • Sentirse desconectada, incapacidad de tener sentimientos positivos
  • Irritabilidad
  • Soledad
  • Recuerdos desagradables
  • Dificultades con amistades o parientes
  • Videos de YouTube que muestran a otras niñas cortándose

¿Cortarse conduce al suicidio?

La autolesión podría parecer una conducta suicida, pero en realidad no lo es. Las personas que se hacen daño a sí mismas no están tratando de matarse. Ellas están tratando de manejar el dolor emocional que están sintiendo.

Sin embargo, la conducta indica un profundo sufrimiento psicológico que podría conducir a intentos de suicidio. Siempre debe ser tomada muy seriamente.

La conducta es también peligrosa porque las personas que se cortan pueden llegar a lastimarse más seriamente de lo que intentan o, bien, desarrollar infecciones en sus heridas.

¿Cómo puedo ayudarla a que deje de hacerlo?

  • Evaluación: Para empezar, su hija debe ser evaluada por un profesional de salud mental con experiencia para averiguar cuáles son sus razones para autolesionarse, y si está relacionado con otro trastorno.
  • Terapia dialéctica conductual (DBT, por sus siglas en inglés): Un tratamiento muy recomendado para este trastorno es el DBT. En este tipo de terapia el psicólogo trabaja con su hija para ayudarla a aprender cómo tolerar sentimientos desagradables sin recurrir a cortarse. En DBT les enseña a los chicos a regular emociones como la ira, la ansiedad y el rechazo.
  • Terapia cognitivo-conductual (CBT, por sus siglas en inglés): En esta Terapia cognitivo-conductual, un psicólogo enseña al paciente a que cuestione lo pensamientos negativos, que reconozca el patrón y a que piense de manera diferente a cómo acostumbra. En muchos casos, particularmente en adolescentes, este tratamiento es muy exitoso.
  • Terapia familiar: Si están ocurriendo muchas cosas en el hogar, peleas, desempleo, una muerte o alguna otra cosa que pudiera estar causando los problemas emocionales de su hija, la terapia familiar es una buena manera de comenzar el tratamiento de la conducta de cortarse.
  • Medicación: Si hay otro trastorno involucrado, a menudo el médico prescribirá medicamentos para tratar esa condición. La combinación de psicoterapia y medicación es muy exitosa para tratar chicos que se automutilan.

No es fácil romper el ciclo de autolesión. Seguir un tratamiento puede ser un situación emocionalmente compleja para su hija.

Usted la ayudará si le deja saber que cuenta con su apoyo, y le demuestra su cariño, cuidado, amor y aceptación sin condiciones.

Acerca del autor

Child Mind Institute logo

Child Mind Institute, socio fundador de Understood

The Child Mind Institute es una organización que se dedica a transformar los servicios de salud mental para niños.

Más de este autor

¿Le resultó esto útil?

¿Tiene su propia pregunta?

Obtenga y dé respuestas en nuestra comunidad. Es un lugar seguro para conectarse con otras familias y expertos. Únase a nuestros grupos.

Comentario(s)

Lo más reciente en Understood

facebook
twitter
pinterest
googleplus
email