Cerrar
Idioma
English
Español
Dificultades relacionadas con el movimiento

8 maneras divertidas para desarrollar habilidades motoras gruesas

Por Erica Patino

708Encontró esto útil

Cuando los niños pequeños tienen habilidades motoras gruesas limitadas, puede ser un obstáculo para divertirse. Correr, saltar y lanzar son actividades que requieren la utilización de los músculos grandes del cuerpo. Ayude a su hijo a desarrollar las habilidades motoras gruesas con estas ocho actividades.

708Encontró esto útil
Niña con sus abuelos jugando a los aviones en el campo
1 de 8

Jugar a representar

Una clave para desarrollar las habilidades motoras gruesas es entender qué puede hacer el cuerpo. Estimule la imaginación y el movimiento de su hijo a través de juegos en los que tenga que actuar. Haga que se mueva como si fuera un pato, que vuele como un avión o que salte como un conejo. O permítale que escoja lo que quiere representar y usted adivine lo que él está imitando.

Niño preescolar jugando la rayuela en la acera
2 de 8

Jugar a la rayuela

Saltar y brincar puede ser complicado para los niños con dificultades motoras gruesas. Esas actividades requieren músculos fuertes, equilibrio y coordinación. Ayude a su hijo a que las practique jugando a la rayuela. Usted puede alternar el patrón de los brincos para que perfecciones su equilibrio, saltando con dos piernas y luego con uno. Cuando haga frío afuera o esté mojado, haga una rayuela con cinta adhesiva de colores dentro de su casa.

Niña preescolar con gafas de sol persiguiendo burbujas de jabón en el parque
3 de 8

Reventar burbujas (o globos)

Haga que su hijo persiga burbujas y trate de reventar tantas como pueda. O infle pequeños globos y pídale que los mantenga en el aire haciendo que reboten en las palmas de sus manos. Cualquiera de estos juegos ayudará su hijo a practicar la coordinación ojo-mano y sus habilidades motoras gruesas.

Dos niños riendo y rodando sobre el césped
4 de 8

Rodar en una colina

Esta actividad puede que también le recuerde su infancia. Lleve a su hijo a un parque que tenga una colina suave y practique rodar hacia abajo. Rodar con el cuerpo puede ayudarlo a que se vuelva consciente de la relación entre la parte superior de su cuerpo y la parte inferior.

Niño meciéndose en el columpio del parque
5 de 8

Columpiarse en el parque de juegos

Columpiarse ayuda a su hijo a desarrollar el equilibrio. También requiere que coordine el desplazamiento del peso del cuerpo de un lado a otro y el movimiento de sus piernas hacia delante y hacia atrás. Otras maneras para desarrollar las habilidades motoras gruesas en el parque de juegos incluye lanzarse del tobogán y treparse en las barras.

Tres niños con camisas a cuadros bailando sobre el césped
6 de 8

Bailar al ritmo de la música

Bailar escuchando música ayuda a que su hijo sea consciente del ritmo y, al mismo tiempo, que mejoren sus habilidades motoras gruesas. Las canciones con letras que hablan de movimiento, como “I’m a Little Teapot” o “The Hokey Pokey” también son excelentes maneras para que mueva el cuerpo de manera coordinada.

Acercamiento de niños balanceándose al caminar sobre un tronco en el campo
7 de 8

Practicar el equilibrio cerca del piso

Haga que su hijo practique hacer equilibrio sobre el piso para que sea menos intimidante. Trace una línea recta sobre el piso con un trozo de cuerda o cinta adhesiva y haga que su hijo camine sobre ella. También puede crear una barra de equilibrio en el patio de su casa, colocando tablones de madera sobre el césped.

Niña con camisa a rayas trepando en el parque infantil
8 de 8

Construir un juego de obstáculos en la casa

Los juegos de obstáculos son una manera de lograr que su hijo se mueva motivado por alcanzar una meta. Utilice muebles, almohadas y cobijas para crear áreas donde él tenga que gatear, pasar por debajo, pasar por arriba y atravesar. Trate de colocar obstáculos que lo obliguen a gatear, mantener el equilibrio, saltar y correr.

Empiece la presentación nuevamente o explore más

5 mitos comunes acerca del trastorno del procesamiento auditivo

En los últimos años, los investigadores han avanzado mucho en en cuanto al entendimiento del trastorno del procesamiento auditivo (TPA). Cada vez más niños son diagnosticados con TPA y son tratados con éxito. A pesar de esto, todavía hay muchos conceptos equivocados acerca de este trastorno. Aquí presentamos cinco mitos comunes y la realidad de cada uno de ellos.

6 mitos comunes acerca de las dificultades del procesamiento visual

Las dificultades del procesamiento visual a veces son confundidas con la dislexia. A veces son asociadas (incorrectamente) con la clase de problemas de la visión que se examina con una tabla de visión ocular. Estos son 6 mitos comunes acerca de las dificultades del procesamiento visual, y la realidad acerca de cada uno.

Acerca del autor

Retrato de Erica Patino

Erica Patino

Erica Patiño, M.A. es una escritora y editora en la Internet que se especializa en salud y bienestar.

Más de este autor

Revisado por Sheldon H. Horowitz, Ed.D. abr 28, 2014 abr 28, 2014

¿Le resultó esto útil?

Comentario(s)

Lo más reciente en Understood

facebook
twitter
pinterest
googleplus
email