Ir a contenido

6 pasos a seguir si la medicación para el TDAH no está funcionando en su hijo

Por Amanda Morin

Muchos expertos están de acuerdo con que el tratamiento más efectivo para el TDAH es el uso de medicación. Sin embargo, según el Centro para el Control y Prevención de las Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) el tratamiento farmacológico no funciona en el 20-30 % de los chicos. Y aunque proporcione algún beneficio, los padres puede que encuentren que el medicamento para el TDAH no funciona suficientemente bien.

Los síntomas del TDAH de su hijo podrían disminuir a ciertas horas del día, pero empeorar más de lo usual en otros momentos. O quizá usted no esté viendo el progreso que esperaba una vez que su hijo empezó a usar el medicamento. Estos son los pasos que usted puede seguir si el medicamento para el TDAH no parece que esté funcionando en su hijo.

Nota: Este video de Youtube tiene subtítulos en español. Comience a reproducir el video. En la parte inferior de la pantalla vaya a “Settings”, seleccione “Subtitles“ y haga clic en la opción “Español” . Ahora podrá reproducir el video con subtítulos en español. Asegúrese que la función “CC” esté activa.

Understood no está afiliado a ninguna compañía farmaceútica.

Aprenda cómo luce cuando “funciona”.

La mejor manera de evaluar si el medicamento de su hijo está funcionando es saber qué observaría usted si funcionara. La meta no es “eliminar” los síntomas del TDAH. No obstante, usted debería ver una disminución en la intensidad de los síntomas y en lo que respecta a cuánto alteran la vida de su hijo.

Discuta con el médico las metas específicas de su hijo al usar medicación. También puede ser de ayuda entender cómo funciona la medicación para el TDAH en el cerebro y las diferencias entre los medicamentos estimulantes y los no estimulantes.

Supervise la medicación de su hijo y tome notas

Una manera de llevarlo a cabo es usar un registro para la medicación del TDAH. Esto ayuda a dar seguimiento a los hábitos de dormir, comer y otras conductas de su hijo. Esa información puede ayudarlo a identificar patrones y precisar cuáles son sus preocupaciones.

Identifique patrones

¿Los síntomas de su hijo son peores a ciertas horas del día? ¿Parecen mejorar después de ciertas actividades? La impulsividad de su hijo mejora pero la concentración no? Hacerse preguntas como estas le permite determinar si el medicamento ayuda mucho, un poco o nada. El médico de su hijo necesita conocer esta información cuando ustedes discutan los próximos pasos a seguir.

Observe la personalidad de su hijo

Los medicamentos estimulantes tienen efectos secundarios que pueden afectar la personalidad. Uno de ellos es la falta de expresión emocional. Esto podría manifestarse como que su hijo no quiere socializar o se aísla y se mantiene callado. Otros efectos secundarios podrían ser cambios en cómo reacciona su hijo a las cosas, duerme menos o está más cansado.

Si el medicamento está funcionando eficazmente, no debería notar un cambio en su personalidad. La capacidad de su hijo para concentrarse y autorregularse mejorará y él debería ser el mismo de siempre.

Ajuste la dosis o solicite que el medicamento sea cambiado

Discuta con el médico de su hijo lo que está observando para que juntos decidan si es necesario ajustar la dosis o probar otro medicamento diferente.

Existen varios tipos de medicamentos para el TDAH. Cada uno tiene beneficios y efectos secundarios, y los medicamentos pueden actuar de maneras diferentes dependiendo de la persona. Muchos chicos tienen que probar diferentes dosis o medicamentos hasta que encuentran el apropiado. En ocasiones ayuda cambiar un medicamento estimulante por uno no estimulante o viceversa.

Tenga en cuenta que el TDAH es genético. Si un miembro de la familia tiene TDAH, coménteselo al médico de su hijo. Si esa persona usa un medicamento para el TDAH que le funciona, puede que su hijo también responda a esa medicación.

Explore otros tratamientos

Con la opinión del médico de su hijo, usted y él pueden discutir si esa medicación para el TDAH es o no la apropiada para su hijo. O quizás usted desee probar otros tratamientos además de la medicación. La terapia conductual puede beneficiar a muchos niños, así como ciertos cambios en el estilo de vida.

Los estudios de investigación han mostrado que los tratamientos sin medicación ayudan a reducir los síntomas del TDAH. Entre estos tratamientos están hacer ejercicio, la meditación de atención plena, practicar buenos hábitos de dormir y la terapia cognitiva-conductual. También el Omega 3-6-9 (que se encuentra en el aceite de pescado, entre otros alimentos) parece proporcionar ciertos beneficios.

Aprenda más acerca de las alternativas al uso de medicamentos para el TDAH. También puede hablar con otros padres en la comunidad Understood acerca de sus experiencias con los medicamentos para el TDAH.

Temas relacionados

Díganos qué le interesa

Vea sus recomendaciones

Díganos qué le interesa

Seleccione los temas sobre los que desea más información

Vea sus recomendaciones

Comparta

¿Sabía que tenemos un app para una comunidad de padres?

Descargue Wunder en App Store

¿Sabía que tenemos un app para una comunidad de padres?

Más información sobre Wunder

Comparta 6 pasos a seguir si la medicación para el TDAH no está funcionando en su hijo

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom

Comparta 6 pasos a seguir si la medicación para el TDAH no está funcionando en su hijo

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom