Ir a contenido

Los expertos opinan: ¿Cómo lograr que mi hijo pequeño se sienta menos ansioso por el regreso a la escuela?

Por El equipo de Understood

Comenzar la escuela puede que sea emocionante para los niños más pequeños, pero también puede ser atemorizante. Esto es cierto, tanto si es la primera vez que irá a la escuela como si está empezando un nuevo grado escolar. Y el cambio de rutina puede ser especialmente difícil para los niños que piensan y aprenden de manera diferente.

¿Cómo puede ayudar a su hijo a que se sienta menos ansioso al empezar la escuela? A continuación cuatro expertos explican por qué los niños pequeños pueden sentirse ansiosos debido a la escuela y cómo ayudarlos.

¿Qué les causa ansiedad a los niños pequeños cuando se aproxima el inicio de clases?

Bob Cunningham, asesor de Understood en diferencias en la manera de pensar y aprender y director de la escuela Robert Louis Stevenson: Los niños pueden sentirse ansiosos por muchas cosas diferentes. De hecho es común, especialmente en los niños que piensan y aprenden de manera diferente. La ansiedad en algunos niños tiene que ver con los amigos, porque no verán tan seguido a sus amigos de verano. Esto significa que tendrán que restablecer conexiones con los amigos de la escuela o hacer nuevos amigos.

Para algunos niños, la idea de ir en autobús también puede que sea un problema. Para otros, la idea de conocer nuevos maestros es motivo de preocupación. Otros niños podrían sentirse ansiosos de si tendrán la ropa y los útiles adecuados para la escuela.

Janine Domingues, psicóloga clínica en el Anxiety and Mood Disorders Center del Child Mind Institute: Si es la primera vez que van a la escuela, muchos niños se sienten ansiosos ante lo desconocido. Probablemente sea la primera vez que se alejan de los padres durante tanto tiempo, lo cual puede causarles ansiedad.

Los niños que ya han asistido a la escuela anteriormente, puede que se sientan ansiosos por el cambio a un nuevo grado. Puede que les preocupe tener que hacer nuevos amigos, conocer a un maestro nuevo y alejarse nuevamente de casa.

Brian Stack, director de Sanborn Regional High School en Kingston, New Hampshire: La mayoría de los niños pequeños son criaturas de hábitos y progresan al tener rutinas y horarios. El comienzo de la escuela cambia el estilo de vida al que estaban acostumbrados.

Puede que se sientan inseguros acerca del ambiente en la escuela y en el salón de clases. Puede que algunos se sientan ansiosos acerca de algo tan simple como almorzar en la escuela o usar un baño con el que no están familiarizados.

¿Cómo puedo saber si mi hijo se está sintiendo ansioso por el inicio de la escuela?

Rayma Griffin, asesora educativa y defensora de los derechos de los niños con discapacidades del aprendizaje y TDAH: Muchos niños tienen dificultad para reconocer cuando están ansiosos y expresar ese sentimiento con palabras. Pero el comportamiento de su hijo le dará pistas. Esté atento y reconozca cuándo está de mal humor. Fíjese si está teniendo problemas para dormir o si han cambiado sus hábitos alimenticios.

Cuando los niños están temerosos o nerviosos, pueden sentirse enfermos o comportarse de maneras que no son usuales en ellos. Es así como podrían estar diciéndole que algo los está molestando.

Janine Domingues: Los niños pueden verbalizar sus temores al hacer preguntas con la intención de tranquilizarse. Por ejemplo, algunos podrían preguntar: “¿Vas a poder quedarte conmigo?”. “¿Le gustaré a mi maestra?”. “¿Haré amigos?”.

También es común ver síntomas de ansiedad a nivel físico. A su hijo le podría doler el estómago, generalmente en la mañana antes de ir a la escuela o en la noche antes de irse a la cama.

Después del primer mes de escuela, su hijo debería sentirse menos nervioso y más cómodo con la rutina escolar. Sin embargo, si después de un mes continúa sintiendo mucha ansiedad, es recomendable buscar ayuda.

Brian Stack: Los niños pequeños no son siempre capaces de identificar qué puede estar provocándoles dolor, estrés o ansiedad. Una señal obvia es un cambio de conducta o de actitud. Los niños pueden volverse irritables o retraídos, particularmente después de tener una discusión acerca del inicio de escuela.

También los padres pueden notar un cambio en los comportamientos del niño relacionados con ir al baño. Esté atento a si su hijo va más frecuentemente o si tiene accidentes.

Bob Cunningham: Sabemos que los niños pueden sentirse ansiosos al comenzar la escuela, pero no suele ser tan obvio saber cómo se manifiesta la ansiedad en un niño. Algunos empiezan a hacer más preguntas, incluso preguntas no relacionadas con la escuela. Otros discuten más, inclusive en una conversación casual.

Algunos niños expresan preocupaciones inusuales, como temer que ellos o sus padres se enfermen o se lastimen.

¿Qué puedo decir para ayudar a mi hijo a sentirse menos ansioso?

Brian Stack: Al hablar sobre el comienzo de la escuela, asegure a su hijo que la escuela es un lugar divertido y seguro. Puede decirle que allí hará nuevos amigos y participará en juegos y actividades divertidas.

Si es posible, visite la escuela con su hijo. Puede ayudar tomar fotografías de la escuela y del salón de clases, así como de los adultos con los que su hijo trabajará. Puede mostrarle las fotografías días o semanas antes del inicio escolar para ayudarlo a familiarizarse con el nuevo entorno.

Bob Cunningham: Siempre he observado que los niños absorben la ansiedad de los padres. Al prepararse para el regreso a clases intente estar tranquilo y seguir una rutina. No lo transforme en algo complicado.

A veces ayuda hablar del comienzo de la escuela. Por ejemplo, puede decir cosas como: “Estaba hablando con la mamá de tu amiga y me mencionó que tu amiga tiene muchas ganas de verte en la escuela”.

Pero en lugar de hablar, con frecuencia es más útil hacer cosas que aminoren la ansiedad. Escriba una lista de las cosas que su hijo necesita para el inicio de la escuela. A medida que adquiere cada cosa él puede marcarla para darse cuenta de que está preparando. Planee algunas actividades con los amigos o familiares durante los fines de semana de las primeras semanas de escuela. Hágale saber que el final del verano no significa que se acabó la diversión.

Rayma Griffin: Es importante reconocer la ansiedad de su hijo. Escúchelo y valide sus preocupaciones. Quizás quiera recordarle alguna otra situación en la que se sintió ansioso al principio y después las cosas salieron bien. Hablen sobre cómo manejó esa situación y cómo podría aplicarlo a esta situación.

También ayúdelo a desarrollar un mantra positivo. “Yo sé que puedo. Yo sé que puedo. Yo sé que puedo”, podría ser un mensaje positivo que puede repetir al enfrentar un momento que le produzca ansiedad.

Janine Domingues: Hágale saber que es normal sentirse ansioso debido al comienzo de la escuela. Reconocer sus temores puede ser de ayuda. Por ejemplo, puede intentar decir: “Es normal sentirse nervioso al comenzar las clases. Puedes superarlo y yo te voy a ayudar”.

Contactar amigos que estén en la misma clase y planificar encuentros para jugar antes del inicio de clases puede ayudarlo a disipar sus preocupaciones. Y elogiar a su hijo cuando esté manejando su nerviosismo lo ayudará a desarrollar buenas estrategias para superar los obstáculos.

Otras cosas que puede hacer

Comparta

Comparta Los expertos opinan: ¿Cómo lograr que mi hijo pequeño se sienta menos ansioso por el regreso a la escuela?

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom

Comparta Los expertos opinan: ¿Cómo lograr que mi hijo pequeño se sienta menos ansioso por el regreso a la escuela?

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom