Cerrar
Idioma
English
Español
Decidir sobre una evaluación

¿Son las dificultades de mi hijo lo suficientemente serias para hacer una evaluación?

Por Whitney Hollins

Estoy preocupado por las dificultades que tiene mi hija en la escuela. ¿Cómo puedo saber si son lo suficientemente graves como para solicitar una evaluación?

Whitney Hollins

Instructora adjunta, Hunter College

Usted no es la única madre o padre que se hace esa pregunta. Muchas familias se preguntan lo mismo. Desafortunadamente, no hay una respuesta exacta, pero sí hay una cuantas cosas que podrían ayudarlo a decidir si evaluar o no a su hija.

¿Su hija tiene dificultad con la tarea de la escuela? Piense si ella puede completar la tarea por su cuenta. La tarea escolar tiene como objetivo repasar las habilidades enseñadas en el salón de clases. Si su hija no puede hacer la tarea sin que usted le ayude mucho, entonces podría ser que ella no entiende lo que se le está enseñando en la escuela.

¿El maestro de su hija está preocupado? Piense en las reunión de padres y maestros y otras conversaciones que usted haya tenido con el maestro de su hija u otros miembros del personal de la escuela. ¿Han mencionado que su hija tenga algún problema en el salón de clases? Si el maestro cree que su hija se está retrasando, podría solicitar una evaluación.

¿Su hija se queja de la escuela? Piense acerca de cómo su hija ha venido reaccionando a la escuela últimamente. ¿Muchas veces se queja de que se siente enferma y así no tiene que ir a la escuela? ¿Acaso dice cosas como “esta clase es demasiado difícil” o “yo no entiendo:? Mire la cara de su hija cuando está haciendo la tarea. ¿Parece frustrada o distraída? Si su hija está tratando de hacer sus deberes escolares y aun así no lo logra, quizás es el momento de hacer una evaluación.

¿La escuela solicitó que su hija fuera evaluada? Algunas veces las escuelas notan que los niños están teniendo dificultades antes que los familiares se den cuenta. ¿Recibió usted una nota de la escuela pidiéndole permiso para evaluar a su hija? Si es así, contacte a la escuela y pida más detalles de por qué piensan que su hija necesita ser evaluada.

Después que haya considerado estas preguntas, quizás quiera hablar otra vez con el maestro de su hija. Él podría explicarle los tipos de intervenciones que están siendo utilizadas en el salón de clases para ayudar a que su hija progrese. Pida detalles sobre el nivel de destreza de su hija y cómo se compara con las exigencias de su grado escolar. Esto puede darle una mejor idea de la severidad del problema.

Si su hija no está muy retrasada comparada con sus compañeros, quizás usted quiera solicitar que se implementen más intervenciones antes de decidir que la evalúen. Un tutor también podría ayudar. Sin embargo, si cree que su hija está retrasándose demasiado, una evaluación podría abrir la puerta a más servicios y apoyos, inclusive a una enseñanza personalizada si ella la necesita.

Hacer evaluar a su hija es su decisión, pero no es una decisión que tenga que hacer solo. Considere las opiniones del médico de su hija, los maestros y otros adultos que la conocen. Nuestra Guía de decisiones podría orientarlo.

Si decide hacer una evaluación, hay pasos que puede seguir para prepararse para ello. Si elige no hacer una evaluación, hay otras maneras para ayudar a su hija. Tenga presente que el tiempo es esencial, así que trate de actuar lo antes posible.

Acerca del autor

Retrato de Whitney Hollins

Whitney Hollins

Whitney Hollins es maestra de educación especial y profesora adjunta en Hunter College.

Más de este autor

¿Le resultó esto útil?

¿Tiene su propia pregunta?

Obtenga y dé respuestas en nuestra comunidad. Es un lugar seguro para conectarse con otras familias y expertos. Únase a nuestros grupos.

Comentario(s)

Lo más reciente en Understood

facebook
twitter
pinterest
googleplus
email