Hitos del desarrollo en estudiantes de bachillerato

Por Amanda Morin

De un vistazo

  • Los estudiantes de bachillerato necesitan dormir y comer mucho porque están creciendo rápidamente.

  • Los amigos pueden llegar a ser tan importantes para los adolescentes como la familia .

  • Empiezan a pensar de manera más abstracta, comparando lo que es a lo podría ser.

El desarrollo realmente se dispara en bachillerato. Al igual que los estudiantes de escuela media, los de bachillerato se desarrollan a diferentes velocidades. Los preadolescentes pasan a ser estudiantes de bachillerato que lucen más como adultos y empiezan a desarrollar habilidades para pensar y planificar el futuro.

Desarrollo físico

La diferencia en el crecimiento entre chicos y chicas es muy notoria a estas edades. También existen grandes diferencias en el desarrollo físico de cada individuo. Los chicos están alcanzando la edad en la que empiezan a crecer rápidamente, mientras que el crecimiento de las chicas empieza a enlentecerse.

Hacia el final del bachillerato muchas chicas probablemente alcancen la altura máxima que tendrán en su vida adulta. Por el contrario, los chicos a menudo continúan creciendo y desarrollando fuerza muscular durante este periodo. Muchos estudiantes de bachillerato:

  • Tienen mucho apetito.
  • Necesitan dormir más y tal vez estén somnolientos en la escuela.
  • Tienen la coordinación mano-ojo necesaria para estimar la distancia y la velocidad, y por lo tanto puedan reaccionar con rapidez cuando aprenden a conducir.
  • Son más ágiles y coordinados, lo cual les facilite realizar actividades como usar un teclado o desarrollar proyectos complicados (algunos adolescentes pueden ser descoordinados porque están creciendo muy rápido).

Desarrollo cognitivo

Hacia mediados y finales de la adolescencia, los jóvenes empiezan a pensar, no solo en sus vidas, sino en cómo funciona el mundo. Ese cambio es un proceso gradual, no ocurre de una sola vez. Durante el bachillerato es probable que los adolescentes:

  • Muestren una creciente capacidad de razonar, hagan suposiciones fundamentadas y diferencien los hechos de la ficción.
  • Empiecen a pensar de manera más abstracta, comparando lo que es con lo que podría ser.
  • Piensen y propongan maneras de abordar situaciones hipotéticas.
  • Empiecen a establecer sus metas para el futuro, consideren otras opiniones pero tomen sus propias decisiones.
  • Entiendan las consecuencias de sus actos, no solo hoy, sino también a largo plazo. (Por ejemplo, entender que reprobar inglés no solo es decepcionante, sino que también puede significar tener que asistir a clases durante el verano).
  • Distingan mejor lo bueno de lo malo y tomen decisiones basadas en su consciencia.
  • Escriban con complejidad sobre una variedad de temas (ciencias, estudios sociales, literatura).
  • Usen estrategias para buscar, usar y comparar información proveniente de varias fuentes.
  • Usen números en situaciones de la vida real (como calcular cuánto se ahorran en un producto en oferta o calcular la propina).

Desarrollo social y emocional

Entre los 14 y 18 años de edad ocurren cambios enormes en las habilidades sociales y emocionales. La madurez emocional de un chico que apenas comienza el bachillerato es muy diferente a la de uno que está por graduarse. Esto es lo que podría observar a diferentes edades.

14 años

  • Son capaces de reconocer sus fortalezas y sus retos personales.
  • Se avergüenzan de la familia.
  • Se esfuerzan por ser independientes.
  • Están deseosos de ser aceptados por los compañeros y tener amigos.
  • Pueden ser egoístas, impulsivos y/o malhumorados.

15 años

  • No hablan demasiado y son propensos a discutir.
  • Podrían apreciar a los hermanos más que a los padres.
  • Se limitan a tener pocos amigos y puede que empiecen a tener citas románticas.
  • Analizan sus sentimientos e intentan encontrar qué los causa.

16 a 18 años

  • Empiezan a relacionarse mejor con la familia; empiezan a ver a sus padres como personas comunes.
  • Entienden mejor quienes son y qué cosas positivas pueden ofrecer a sus amistades y a otras relaciones.
  • Pasan mucho tiempo con amigos.
  • Son capaces de expresar sus emociones (negativas y positivas) e intentan encontrar soluciones a los conflictos.

Desde aprender a conducir hasta empezar a pensar en el futuro, el bachillerato es un periodo de grandes cambios y crecimiento. Infórmese acerca de los diferentes caminos que los jóvenes pueden seguir después del bachillerato.

Puntos clave

  • Los estudiantes de bachillerato perfeccionan sus habilidades de razonamiento y aprenden a encontrar soluciones a los problemas.

  • Hacia el final del bachillerato los adolescentes suelen ser capaces de apreciar sus cualidades positivas.

  • Los adolescentes de más edad usualmente comunican sus emociones, positivas y negativas.

    Díganos qué le interesa

    Comparta

    Acerca del autor

    Acerca del autor

    Amanda Morin es la directora de liderazgo intelectual en Understood y la autora de “The Everything Parent’s Guide to Special Education.” Fue maestra y especialista en intervención temprana durante más de una década.

    Revisado por

    Revisado por

    Molly Algermissen (PhD) es profesora asociada de psicología médica en Columbia University Medical Center y directora clínica de PROMISE.