5 maneras de enseñar a su hijo qué es el espacio personal

Por Kate Kelly

La mayoría de los niños aprenden fácilmente a qué distancia deben colocarse de otras personas cuando hablan con ellas. Pero los niños que tienen dificultad con las señales sociales a menudo no lo saben. Por lo tanto, podrían alejar o incomodar a sus compañeros al pararse demasiado cerca.

Conozca cinco maneras de ayudar a su hijo a entender qué es el espacio personal. También puede ver este video en el que un experto explica algunas de estas estrategias.

Nota: Este video tiene subtítulos en español. Comience a reproducir el video. En la parte inferior de la pantalla vaya a "Settings", seleccione "Subtitles" y haga clic en la opción "Spanish". Asegúrese de que la función "CC" esté activa.

1. Permitir que su hijo experimente estar “demasiado cerca”

Pida a su hijo que se pare aproximadamente a 1 metro de distancia de usted. Pregúntele si se siente cómodo a esa distancia. Luego, dígale que camine lentamente hacia usted hasta que se sienta incómodo. Explíquele que así es como se sienten las personas cuando los demás se acercan demasiado, excepto que su espacio personal sea más grande.

2. Mostrar cuál es la distancia apropiada

La distancia a la que se paran las personas varía de una cultura a otra. En los Estados Unidos, una distancia de aproximadamente 50 centímetros suele ser suficiente. Utilice un objeto para mostrar esa distancia de manera concreta.

Usted podría utilizar un aro de hula-hula y pararse en el centro. Pídale a su hijo que se coloque justo fuera del aro. Luego, quite el aro para practicar cómo encontrar la distancia adecuada para pararse. También puede utilizar una cuerda o un objeto de longitud similar para mostrarle la distancia apropiada entre dos personas que están hablando.

3. Ensayar conversaciones

Pida a miembros de la familia (incluido su hijo) que tomen turnos para pararse muy cerca o a la distancia apropiada al hablar entre ellos. Fotografíe o grabe estas escenas en video y revísenlas juntos para que así su hijo tenga una idea clara de cuál es la distancia apropiada.

4. Identificar señales

Explíquele que si en una conversación alguien retrocede, él debería quedarse donde está. La persona está indicando que necesita más espacio entre los dos. Hable sobre otras señales sociales en las que se podría fijar para darse cuenta de si la otra persona se siente incómoda.

5. Practicar, practicar, practicar

Con suficientes repeticiones, los niños pueden aprender las reglas del espacio personal y utilizar estrategias para mantener la distancia adecuada. Su hijo puede usar una frase que lo ayude a recordar las reglas, como: “Para conservar la elegancia, la regla es pararse a un brazo de distancia”.

¿Está buscando otras maneras de ayudar a su hijo a aprender sobre el espacio personal? Lea sobre una mamá que utilizó la "regla del codo" para ayudar a su hijo a aprender a no aproximarse demasiado a las personas.

    Díganos qué le interesa

    Comparta

    Acerca del autor

    Acerca del autor

    Kate Kelly ha estado escribiendo y editando por más de 20 años, enfocándose en cuidado parental.

    Revisado por

    Revisado por

    Mark J. Griffin (PhD) fue el director fundador de Eagle Hill School, una escuela para niños con discapacidades específicas del aprendizaje.