Cómo los terapeutas ocupacionales ayudan a los niños que tienen dificultad con las habilidades motrices

Escribir a mano, cortar con tijeras y atarse los cordones de los zapatos son tareas comunes en las que trabajan los terapeutas ocupacionales. Conozca más sobre las estrategias que utilizan para desarrollar habilidades motoras.

Si su hijo tiene problemas con las habilidades motrices finas o gruesas, una manera en que la escuela podría ayudar es proporcionándole (OT, por sus siglas en inglés). Pero ¿qué significa exactamente la terapia ocupacional para los niños que tienen desafíos con las habilidades motrices? ¿Cómo el terapeuta desarrollará habilidades motrices?

La respuesta depende de cuáles sean las limitaciones de su hijo. Los niños pueden tener dificultad con la planificación motora y la coordinación, entre otras. Los problemas con estas habilidades pueden afectar tanto el aprendizaje como la vida cotidiana.

La terapia en la escuela puede que se enfoque en tareas relacionadas con lo académico, como la escritura. La terapia ocupacional privada podría enfocarse más en las rutinas de cuidado personal. En cualquiera caso, estas son algunas de las estrategias que podrían usar los terapeutas ocupacionales para ayudar a los niños a mejorar sus habilidades y aprender tareas importantes.

Estrategias para la enseñanza de la escritura a mano

Para ayudar a los niños a trazar las letras, colocarlas correctamente y hacerlas del tamaño adecuado, los la terapeutas ocupacionales podrían:

  • Utilizar estimulación sensorial para ayudar a los niños a practicar el trazado de las letras. El terapeuta podría pedirles que tracen letras sobre papel de lija o sobre crema de afeitar. Los niños también podrían usar un lápiz digital para escribir sobre una tableta con una app de trazado de letras. (Conozca más técnicas multisensoriales para la enseñanza de la escritura a mano).
  • Probar varios tipos de papel especializado para ayudar a los niños a colocar las letras sobre la línea. Algunos papeles tienen líneas rugosas con relieve. También hay papel que tiene resaltada la mitad inferior del espacio para escribir.
  • Usar instrucciones para la escritura a mano que van desde la tarea más sencilla a la más complicada. Los niños empiezan por trazar letras mayúsculas con líneas rectas. Luego, continúan con letras minúsculas que son más complicadas.

Estrategias para cortar con tijeras

Para ayudar a los niños a cortar formas con precisión, los terapeutas ocupacionales podrían:

  • Probar diferentes tipos de tijeras. Esto incluye tijeras de bucle y tijeras más pequeñas que facilitan el control para los niños que tienen problemas de coordinación o poca fuerza en la mano.
  • Recortar y eliminar el exceso de papel alrededor de la forma. Eso ayuda a los niños a acercarse más fácilmente a la línea y cortar con precisión, mientras la otra mano sostiene y gira el papel.
  • Primero, colocar las tijeras en la mano del niño. Luego, poco a poco explicarle cómo agarrar las tijeras por sí solo (con sus "pulgares hacia arriba").
  • Usar papel de colores y grosores diferentes. Estas “señales” pueden ayudar a que los niños que tienden a apresurarse disminuyan la velocidad y corten con precisión sobre la línea.
  • Enseñar en orden de dificultad. Empezar por cortar líneas rectas. Luego pasar a formas más complicadas como líneas curvas, líneas irregulares, círculos y otras formas.

Estrategias para abrocharse la ropa

Para que los niños aprendan a usar botones, cierres y broches, los terapeutas ocupacionales podrían:

  • Usar chalecos o tableros didácticos de vestir para practicar las habilidades paso por paso. Los niños trabajan con esas herramientas sobre una mesa, en lugar de hacerlo con la ropa en su cuerpo.
  • Usar señales verbales como “coloca el tren en la estación, después deslízalo por los rieles” para ayudar a los niños a recordar cómo enganchar y subir el cierre.
  • Usar plastilina para desarrollar fuerza en las manos y mejorar la coordinación para manipular broches. Los niños pellizcan la plastilina con el pulgar, el dedo índice y el del medio en la misma posición que usarían para abrochar.
  • Alinear los botones y ojales del chaleco, y empujar los botones hasta la mitad de los agujeros. Los niños completan el paso final jalando el botón a través de cada ojal.

Estrategias para atarse los cordones de los zapatos

Para ayudar a los niños en la complicada tarea de atarse los cordones de los zapatos, los terapeutas ocupacionales podrían:

  • Usar un tablero didáctico con dos cordones de diferente color para enseñar los pasos. De esa manera, los niños pueden ver con claridad cómo se conectan y entrelazan los cordones.
  • Primero usar un zapato colocado sobre la mesa. Así es más sencillo ver los pasos, en lugar de intentar con el zapato puesto en el pie del niño.
  • Utilizar cordones largos para aumentar las probabilidad de que el lazo no se desate. Los cordones más cortos requieren más precisión.

Los terapeutas ocupacionales también pueden trabajar con los niños para mejorar las habilidades motrices gruesas, el equilibrio y la coordinación en general. Por ejemplo, los terapeutas ocupacionales podrían hacer que los niños practiquen saltos de tijera, atrapen pelotas de diferentes tamaños y pesos o que corran carreras de obstáculos. Algunas de esas actividades también pueden beneficiar a los niños con dificultades del procesamiento sensorial y problemas con las habilidades motrices.

Además, hay muchas maneras en las que usted puede ayudar a su hijo a desarrollar habilidades. Pregunte al terapeuta qué ejercicios puede practicar con su hijo en la casa. Averigüe formas divertidas de ayudar a su hijo a desarrollar habilidades motrices finas y habilidades motrices gruesas.

Share

Revise temas relacionados