La importancia de los padres en el proceso del IEP

PorKristin Stanberry

De un vistazo

  • Por ley, los padres son miembros igualitarios en el equipo del IEP de su hijo.

  • Puede que usted no sea un experto en educación especial, pero es un experto en lo que se refiere a su hijo.

  • Su punto de vista ayuda al equipo a evaluar las habilidades de su hijo y desarrollar las metas del IEP.

Si la es algo nuevo para usted, puede que se pregunte cuál es su papel como padre o cuidador. Tal vez le preocupe no poder intervenir en el proceso.

Pero los padres son miembros cruciales del equipo que desarrolla el Programa de Educación Individualizado (IEP, por sus siglas en inglés) de un niño. Estas son cinco razones por las que usted tiene el poder de dar forma al IEP de su hijo.

1. Usted es un miembro igualitario en el equipo del IEP

Como padre o cuidador, usted tiene el derecho a participar en todas las reuniones del IEP de su hijo. Su papel no es secundario. La (IDEA, por sus siglas en inglés) coloca a los padres en primer lugar en la lista de integrantes que requiere el equipo del IEP de un estudiante.

Como miembro del equipo del IEP, usted desempeña un rol importante al decidir dónde y cómo se le enseñará a su hijo. Esto incluye en qué aula será colocado su y qué servicios necesita. La escuela no puede modificar el IEP sin darle a usted la oportunidad de objetar esos cambios.

2. Usted tiene información exclusiva sobre su hijo

La escuela conoce a su hijo como estudiante. Algunos miembros del equipo del IEP puede que solamente lo conozcan “en papel” (a través de los resultados de los exámenes y otros documentos). Pero su punto de vista sobre cómo funciona su hijo en casa ofrece una imagen más completa.

Por ejemplo, tal vez su hijo tiene crisis cuando realiza la tarea de lectura, pero no tiene ningún problema con la de matemáticas. Este tipo de observaciones ayudan al equipo a identificar fortalezas, desafíos y habilidades. Tener una idea más precisa del nivel actual de las habilidades de su hijo ayuda al equipo a desarrollar el IEP y evaluar el progreso.

3. Usted ayuda a definir las metas del IEP de su hijo

El equipo del IEP tiene que redactar metas anuales para su hijo que puedan ser cuantificadas. La información que usted proporcione ayudará al equipo a desarrollar y refinar estas metas, de modo que sean realistas y al mismo tiempo ambiciosas.

Establecer metas del IEP brinda a su hijo y a los maestros algo concreto con lo que trabajar. También ayudan a que la escuela mantenga su compromiso de abordar las necesidades de su hijo.

4. Usted está atento a los servicios y apoyos que recibe su hijo

Se supone que el equipo del IEP debe adaptar los apoyos y servicios para satisfacer las necesidades específicas de su hijo. Pero los departamentos de educación especial que están sobrecargados de trabajo puede que traten de utilizar un conjunto de apoyos y servicios “estándar” para todos los estudiantes que tienen una discapacidad determinada. Como padre o cuidador, usted puede cerciorarse de que el IEP de su hijo está diseñado específicamente para su hijo.

¿Qué pasa si los servicios y apoyos prometidos no se están proporcionando? Contacte a alguno de los maestros de su hijo, el director de educación especial o cualquier persona del equipo con la que se sienta cómodo de hablar. Trate de colaborar con la escuela. Pero si usted no obtiene las respuestas y acciones que considera necesarias, puede tomar medidas más formales.

5. Usted es una presencia constante

Los maestros, los proveedores de servicios de educación especial y las escuelas pueden cambiar de un año a otro. Pero usted es una presencia constante en la vida de su hijo. Por lo tanto, puede proporcionar una visión a largo plazo.

Recuerde esto: Puede que usted no sea un experto en educación especial, pero es un experto en lo que se refiere a su hijo

No siempre es fácil hablar sobre las necesidades de su hijo. Conocer los servicios de educación disponibles puede hacerlo sentir más seguro. Esto puede tomar tiempo. Pero recopilar información y hacer preguntas a lo largo del proceso puede ser de gran beneficio para su hijo.

Puntos clave

  • Usted tiene derecho a participar en todas las reuniones del IEP de su hijo.

  • Los miembros del equipo del IEP pueden cambiar año tras año, pero usted es una presencia constante en la vida de su hijo.

  • Su conocimiento sobre su hijo puede ayudar a dar forma al IEP.

    Temas relacionados

    Díganos qué le interesa

    Comparta

    Acerca del autor

    Acerca del autor

    Kristin Stanberry es una editora y escritora especializada en cuidado parental, educación y salud/bienestar del consumidor.

    Revisado por

    Revisado por

    Patricia H. Latham (JD) es abogada y mediadora, y coautora de ocho libros sobre discapacidades y la ley.