Ir a contenido

10 maneras de ayudar a su hijo de primaria a manejar el estrés

Por El equipo de Understood

De un vistazo

  • Los estudiantes de primaria pueden sentirse estresados por los deberes escolares y las responsabilidades cotidianas.

  • Existen muchas maneras de reducir el nivel de estrés de su hijo.

  • Al implementar un plan para manejar el estrés, su hijo progresará en la escuela.

La escuela primaria está llena de desafíos, especialmente para los niños que piensan y aprenden de manera diferente. Estos son algunos sugerencias para ayudar a su hijo a sentirse menos estresado.

Temas relacionados

1. Averiguar cómo se siente

La mayoría de los niños que piensan y aprenden de manera diferente no están conscientes de que tienen estrés. Usted puede ayudar haciendo preguntas simples. Dibujar juntos es una buena manera de entablar una conversación. Mencione que usted ha notado que algo lo ha estado molestando. Ayuda poner un nombre a ese algo. “¿Tienes miedo de leer en voz alta en la clase?”. El simple hecho de hablar del asunto puede ser un alivio.

2. Dividir la tarea en secciones

Una página completa de problemas de matemáticas puede parecer abrumador, especialmente para niños que piensan y aprenden de manera diferente. Dividir los problemas en partes, por ejemplo en grupos de tres, puede hacerlos más accesibles. Prometa que tendrán recreos divertidos entre las secciones donde puede comunicarse con un amigo o jugar con su mascota. Siempre elógielo por cada sección que complete.

3. Prepararlo para cosas nuevas

Si su hijo va a empezar una nueva actividad, por ejemplo karate o clases de música, visite el lugar con antelación. Facilite que conozca a la persona de la recepción. Revise cómo son los baños y conozcan al instructor. Pregunte al instructor que harán el primer día de clase. Su hijo se sentirá menos estresado de participar si sabe de antemano cómo será.

4. Celebrar incluso las victorias más pequeñas

La mayoría de los niños sienten estrés ante nuevos desafíos. Pero en algún momento se meterán de lleno porque los logros del pasado les dan confianza. Los niños que piensan y aprenden de manera diferente necesitan esa misma motivación, pero los logros puede que sean difíciles de recordar. Busque oportunidades para elogiarlo . Puede ser simplemente el hecho de que termine tres problemas de la tarea sin levantarse de la silla. Saber qué se siente al lograr algo puede ayudarlo a sentir menos preocupado cuando enfrenta desafíos nuevos.

Temas relacionados

5. Crear una afirmación positiva “puedo”

Sugiera frases que puede repetir cuando enfrenta situaciones estresantes o nuevas. “No tengo miedo de probar” o “yo puedo hacer esto” son dos buenos ejemplos. Estos pensamientos van a reemplazar las ideas negativas como: “Soy demasiado tonto para hacer esto” . Repetir las frases positivas tiene un efecto calmante.

6. Seguir rutinas

Una casa organizada con rutinas diarias claras le proporcionará seguridad a su hijo después de un día complicado en la escuela. Siempre que sea posible siga las rutinas. Quizá sea merendar, sacar al perro y luego hacer la tarea. También mantenga una rutina regular los días que tenga actividades después de clases, y que los fines de semana sean estructurados. Tener mucho tiempo libre puede generar inquietud en los niños.

7. Desahogarse

El estrés se acumula como el vapor en una olla. Dele a su hijo muchas oportunidades para liberar esa presión. Incluya hacer ejercicios en la rutina diaria de toda la familia. Anime a su hijo a que salte la cuerda, cante en voz alta o baile su canción favorita entre cada tarea.

8. Escoger actividades extracurriculares

Para el niño con dificultades en la escuela ser bueno en otra actividad puede ser un gran aliciente. Las actividades extracurriculares también proporcionan estructura en las tardes y ayudan a liberarse del estrés. Sin embargo, no programe muchas actividades o podría crearle más estrés. Deje algunos días libres.

9. Ser claro y razonable en lo que se espera

Quizá usted has estado practicando la ortografía con su hijo. A su hijo puede que le preocupe que usted espere que su ortografía en los exámenes sea perfecta. Dígale cuáles son sus expectativas. O tal vez usted desea que limpie su cuarto sin tener que recordárselo. Pero ¿es una expectativa realista? A la mayoría de los niños que piensan y aprenden de manera diferente los ayuda que las tareas grandes sean divididas en partes. También los beneficia recibir recordatorios. Y algunos desean compañía mientas hacen los quehaceres.

10. Buscar ayuda

Encuentre una clase donde su hijo pueda aprender yoga, ejercicios de respiración o de atención plena. Los especialistas que trabajan con niños que piensan y aprenden de manera diferente también pueden ayudar con el manejo del estrés.

Puntos clave

  • Hablar del estrés es el primer paso para aprendeer a controlarlo.

  • Establezca una rutina y un horario en el que incluya tiempo para jugar y relajarse.

  • Busque ayuda si tiene dificultad para ayudar a su hijo de primaria a manejar el estrés.

Díganos qué le interesa

Vea sus recomendaciones

Díganos qué le interesa

Seleccione los temas sobre los que desea más información

Vea sus recomendaciones

Comparta

¿Sabía que tenemos un app para una comunidad de padres?

Descargue Wunder en App Store

Comparta 10 maneras de ayudar a su hijo de primaria a manejar el estrés

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom

Comparta 10 maneras de ayudar a su hijo de primaria a manejar el estrés

  • Facebook
  • Twitter
  • Pinterest
  • Correo electrónico
  • Mensaje de texto
  • PróximamenteGoogle Classroom