Grupos de estudio: 5 beneficios para niños que piensan y aprenden de manera diferente

Por El equipo de Understood

Es posible que haya escuchado hablar de los learning pods o pandemic pods, pero tal vez no esté muy seguro de qué son. Se refiere a familias que están formando grupos pequeños para que los niños que están aprendiendo en línea o a través de un modelo mixto puedan estudiar en grupo.

Algunas familias optan por alternar las casas, siempre y cuando puedan hacerlo sin correr riesgos. Y algunas están convirtiendo sus grupos en “microescuelas”, al contratar tutores o maestros.

Sin embargo, no es necesario contratar a un maestro para que aprender en grupo sea útil para los niños. El solo hecho de reunirse para estudiar tiene muchos beneficios, especialmente para los niños que piensan y aprenden de manera diferente. (Puede que esta no sea una opción para las familias en las que hay problemas de salud subyacentes que pongan en riesgo a los niños).

Durante el cierre de las escuelas debido a la pandemia, las familias se hicieron una idea de cómo funciona la educación a distancia para sus hijos. A algunos les va bien y hasta progresan aprendiendo solos en casa. Pero otros aprenden mejor en grupos pequeños o incluso en el aula. Para ellos, tener un grupo de estudio durante el aprendizaje a distancia puede ser una ventaja.

Los grupos de estudio también pueden beneficiar a las familias. La rotación de casas permite a los padres y cuidadores ir al trabajo sin tener que preocuparse por el cuidado de los niños todos los días. Además, puede aliviar la presión de no estar presente para apoyar el aprendizaje de su hijo.

Los grupos de estudio no son apropiados para todos los niños o todas las familias, pero puede ser una buena experiencia para algunos niños que piensan y aprenden de manera diferente. Estos son cinco posibles beneficios de formar un grupo de estudio.

1. Se ayudan unos a otros a aprender

Cuando los niños están en un grupo pequeño, sobre todo en un grupo en el que hay una mezcla de habilidades y edades, pueden ayudarse mutuamente a aprender y desarrollar habilidades. Esto es positivo tanto para los niños que “enseñan” como para los que aprenden.

2. Practican habilidades sociales

Para los niños que tienen dificultades para socializar, los grupos de estudio brindan la oportunidad de practicar. Si su hijo se siente cómodo con los demás niños, el grupo puede ser un lugar seguro donde desarrollar habilidades sociales y hacer amigos.

También elimina el acoso que su hijo podría estar experimentando en la escuela. Asegúrese de que tanto usted como su hijo conozcan a los demás niños antes de inscribirse. Y establezca reglas básicas para evitar el acoso en el grupo.

3. Brinda la oportunidad de destacar

Si su hijo tiene fortalezas específicas, tal vez no se noten en un aula con muchos estudiantes, o si está aprendiendo solo en la casa. Estar en un grupo de estudio facilita que su hijo comparta sus ideas, pasiones y creatividad con otras personas que pueden notarlas y apreciarlas.

4. Ayuda a permanecer motivado

Una cosa es que usted anime a su hijo (y lo puede seguir haciendo después de las clases), pero que otros adultos y niños celebren los logros de su hijo puede hacer una gran diferencia en su autoestima y motivación. Estar con otros niños también puede crear un ambiente de competencia sana que fomenta que su hijo se esfuerce en sus deberes escolares.

5. Se apoyan entre sí los que reciben servicios

Puede que los servicios que reciban no sean exactamente los mismos, pero los niños pueden apoyarse unos a otros mientras realizan su trabajo individual. Por ejemplo, dos niños que reciben terapia del habla podrían hacer los ejercicios juntos. Pero incluso si esto no fuera posible, el simple hecho de tener el apoyo de otro niño que entiende puede ser una gran ayuda.

Ya sea que su hijo se integre a un grupo de estudio o no, hay ciertas cosas que usted puede hacer para que el aprendizaje a distancia o combinado sea más exitoso.

    Díganos qué le interesa

    Comparta

    Acerca del autor

    Acerca del autor

    El equipo de Understood está integrado por entusiastas escritores, editores y moderadores de la comunidad en línea. Muchos de ellos tienen hijos que piensan y aprenden de manera diferente.

    Revisado por

    Revisado por

    Amanda Morin es la directora de liderazgo intelectual en Understood y la autora de “The Everything Parent’s Guide to Special Education.” Fue maestra y especialista en intervención temprana durante más de una década.