6 mitos comunes sobre las diferencias en la manera de pensar y aprender

Existe mucha desinformación acerca de las diferentes maneras de pensar y aprender como la y el . A continuación algunos de los mitos más comunes y los hechos que los desmienten.

6 mitos comunes sobre las diferencias en la manera de pensar y aprenderPDF

Descargar$abre en una nueva pestaña

Mito 1: Las diferencias en la manera de pensar y aprender no son reales

Realidad: Las diferencias en la manera de pensar y aprender como la dislexia y el TDAH son reales. No son condiciones inventadas. Son causadas por diferencias en el desarrollo y funcionamiento del cerebro. A menudo están presentes en miembros de la misma familia.

Mito 2: Las diferencias en la manera de pensar y aprender no son comunes

Realidad: Millones de personas piensan y aprenden de manera diferente. No obstante, esos desafíos no siempre son fáciles de detectar por diversas razones. Las personas podrían ocultar sus dificultades. O sus desafíos pueden pasar desapercibidos para los familiares, maestros y empleadores. Es posible que usted conozca a alguien que piense y aprenda de manera diferente.

Mito 3: Las personas que piensan y aprenden de manera diferente no son inteligentes

Realidad: Las personas que piensan y aprenden de forma diferente son tan inteligentes como los demás. También pueden ser superdotadas. Sin embargo, pueden tener problemas en la escuela o en el trabajo debido a sus diferencias. Y eso puede llevar a que otros asuman erróneamente que las personas con TDAH, dislexia u otras diferencias no son inteligentes.

Mito 4: Las personas que piensan y aprenden de manera diferente solo “son perezosas”

Realidad: Las diferencias “no desaparecen” con fuerza de voluntad. Las personas que piensan y aprenden de forma diferente a menudo se esfuerzan por solucionar sus retos. Necesitan el apoyo adecuado para progresar.

Mito 5: Las diferencias en la manera de pensar y aprender desaparecen al crecer

Realidad: Los niños no superan esas diferencias al crecer. Así que no se trata de emparejarse con el resto. Son dificultades de por vida. Cuanto antes reciban el apoyo que necesitan, más pronto empezarán a progresar.

Mito 6: A las personas que piensan y aprenden de manera diferente no les va bien en la escuela ni en el trabajo

Realidad: Si cuentan con la ayuda necesaria, los niños que piensan y aprenden diferente pueden progresar mucho en la escuela. Progresar significa algo diferente para cada uno. Puede significar permanecer sentado durante la clase, u obtener “A”. Lo mismo ocurre con los empleos y las profesiones. En cualquier campo encontrará personas prósperas que piensan y aprenden de manera diferente.

Refute otros mitos acerca de las diferencias en la manera de pensar y aprender. Conozca los mitos comunes acerca de la dislexia y el TDAH.

Acerca del autor

Acerca del autor

El equipo de Understood está integrado por entusiastas escritores, editores y moderadores de la comunidad en línea. Muchos de ellos tienen hijos que piensan y aprenden de manera diferente.

Revisado por

Revisado por

Bob Cunningham (EdM) es director ejecutivo del desarrollo del aprendizaje en Understood.

Comparta

Revise temas relacionados